40 muertes súbitas en cinco días, se pide la suspensión de la vacuna Covid

En los últimos sesenta días ha habido más de 200 víctimas en Italia. Todas las personas, en su mayoría jóvenes, sanas, vacunadas y con Covid negativo. Muchos otros se han salvado milagrosamente gracias al uso de desfibriladores. Las cifras comienzan a asustar.

El líder del Movimiento por los Derechos Civiles, Franco Corbelli, denuncia hoy en La Verità lo que define como «la masacre de Semana Santa, otras 40 muertes súbitas en sólo cinco días, durante el periodo de Semana Santa, del 16 al 20 de abril (y muchas otras que se conocen también han ocurrido en las últimas 48 horas)».

“En los últimos sesenta días ha habido más de 200 víctimas. Todas las personas, en su mayoría jóvenes, sanas, vacunadas y con Covid negativo. Muchos otros se han salvado milagrosamente gracias al uso de desfibriladores. Por eso pedimos desfibriladores en todas partes, en las escuelas, en los lugares de trabajo, en los transportes. 

En Nápoles, recientemente, estos instrumentos para salvar vidas, los desfibriladores, están también a bordo de los primeros taxis, listos, en caso de necesidad, para los clientes y los transeúntes, dice Corbelli, que continúa su lucha, denunciando esta tragedia, pidiendo la suspensión inmediata de la vacunación contra el covid, al menos para los menores de 40 años, que no corren el riesgo de contraer el covid y que, desgraciadamente, siguen vacunándose.

Muertes a la velocidad del rayo

Mientras el ISS anuncia, como lo hizo en el último informe, que las reacciones adversas a la vacuna son menos de una entre mil, continúa la impresionante matanza de adultos jóvenes e incluso sanos, tanto vacunados y negativos en el test Covid. Las cifras son cada vez más alarmantes: en el periodo de Semana Santa, en sólo cinco días, del 16 al 20, hubo otras 40 víctimas mortales. Las cifras empiezan a asustar

Además de los miles de efectos secundarios graves (personas que, después de haber sido obligadas a vacunarse, son abandonadas por el Estado, obligadas a tratar de curarse de alguna manera y a sus expensas), ahora hay cientos de víctimas, hombres y mujeres, muchos niños/niñas, muchos jóvenes, muchos en la treintena, en la cuarentena, en la cincuentena -recuerda Corbelli-, todos sanos y vacunados, que siguen muriendo repentinamente.

Los datos globales de los últimos sesenta días son suficientes (más de 200 muertos, desde finales de febrero hasta el 20 de abril) para dar una idea de esta tragedia, que hoy representa la verdadera emergencia nacional, de la que, aparte de La Verità y de muy pocos periódicos online, ningún medio de comunicación importante, escrito o audiovisual, habla sobre eso. 

Pregunto: ¿cómo podemos seguir ignorando y tratando de ocultar esta tragedia, que está causando cientos de muertes y un sufrimiento devastador e irreparable en tantas familias?

Colapsos repentinos

«Todas estas víctimas, cuyas historias pueden leerse en los periódicos locales, en Internet y en las redes sociales, tienen un nombre y un rostro, a diferencia de los muertos de Covid, de los que sólo se conocen sus cifras diarias, pero no su edad ni su estado de salud anterior. Pues el gobierno de Draghi-Speranza y el ISS no dicen si de las 150 (de media) muertes diarias por Covid sólo una, insisto en una, es una persona joven o si sólo son personas mayores, vacunadas y quizá con diversas patologías. ¿Por qué -se pregunta Corbelli- no arroja luz sobre este aspecto que ayudaría a entender muchas cosas?

Una vez más, no estoy haciendo ninguna suposición o correlación, pero estoy diciendo firmemente que no se puede ni se debe morir así, colapsando de repente a una edad temprana. Es algo escalofriante. Hay que hacer todo lo posible para intentar detener esta masacre. La gente muere en la calle, en el trabajo, mientras hace deporte, al entrar en una tienda, mientras duerme, mientras conducen, provocando también graves accidentes.

¿Qué está pasando?

» En días pasados, un padre que iba en el coche con su hijo, al darse cuenta de su enfermedad, para salvar a su hijo, tuvo tiempo antes de que muriera de detener el vehículo en la autopista, donde posteriormente fue encontrado muerto por los socorristas. Otros, golpeados por la enfermedad, se desvían repentinamente, chocan contra un poste, un muro o se salen de la carretera y pierden la vida.

¿Cómo es posible? ¿Qué está pasando? ¿Por qué no damos respuestas exhaustivas y convincentes a estas legítimas y angustiosas dudas, en lugar de seguir hablando irresponsablemente de la cuarta dosis y de la vacunación de los niños? ¿Por qué no hacemos algo y les decimos a los italianos lo que está pasando?

Muchos, según informan en las noticias locales, pueden salvarse si si son rescatados de inmediato con el uso de un desfibrilador. Por el momento, ésta parece ser la intervención más inmediata, la solución más eficaz, para intentar evitar más muertes inesperadas por infarto. Por esta razón, ahora pedimos una amplia distribución de desfibriladores, en todos los lugares donde sea posible tenerlos siempre disponibles, por supuesto con alguien, preparado, listo para usarlos en una emergencia. Cómo empezaron a hacer los taxistas en Nápoles”.

calabria7

Verdad y Paciencia

Gran parte del Libro del Apocalipsis está aún por desarrollarse

Mensaje del Libro de la Verdad 🏹

16 de marzo 2014

Cuando la Palabra fue hecha carne esto, a través de Mi nacimiento, significó que la Santa Palabra de Dios se materializó, como fue profetizado en el Libro de Mi Padre.

La Palabra de Dios es muy clara y no cambia. Durará para la eternidad. Cualquier persona que destroce la Palabra de Dios y la modifique por convenir a él mismo, o a otros, es culpable de herejía. Cuando vine al mundo, los hijos de Dios – y especialmente Sus siervos doctos en Sus templos de la Tierra – conocían las profecías contenidas en el Libro de Mi Padre. No era ningún secreto que Mi Padre iba a enviar a Su Mesías para redimir a la Humanidad , y este hecho se enseñaba en los templos y se incluyó en cada lectura de las Sagradas Escrituras. Todo lo que proviene de Mi Padre, es la Verdad. Él no miente. La Palabra de Dios es inamovible. Lo que Mi Padre dijo en el principio sucederá. Lo que Él prometió se cumplirá, independientemente de que la humanidad esté aceptando el hecho o no.

Mi Padre le dio al mundo Su Palabra, luego Su Carne, a través de Mi nacimiento – Su único Hijo Jesucristo – y entonces prometió al hombre la Salvación Eterna. Cada Palabra contenida en la Santa Biblia, así como se dio en su formato original, incluyendo el libro de Apocalipsis, es la Verdad. Por lo tanto, la Promesa de Mi Padre al mundo de que Él enviaría a Su Hijo otra vez – sólo que esta vez a juzgar a los vivos y a los muertos – jamás debe ser rechazada. El período antes de este Gran Día será uno turbulento y detalles del tiempo previo a Mi Segunda Venida están contenidos en el libro de Apocalipsis, así como fue dictado a Juan por el Ángel del Señor.

Decir que aceptáis una parte del Libro de Mi Padre y no la otra es negar la Palabra de Dios. No podéis aceptar una parte de la Verdad y declarar el resto de la Palabra de Dios ser una mentira. El Libro de la Verdad fue predicho a Daniel y luego dados en partes a Juan el Evangelista. Gran parte de lo que está contenido en el Libro del Apocalipsis está aún por desarrollarse. Muchas personas temen su contenido y, por tanto, tratarán de negarlo, porque la Verdad es una píldora difícil de tragar. Y, sin embargo, la Verdad, cuando se acepta, es algo que se puede captar con más facilidad porque con ella viene la claridad. Claridad significa que podéis prepararos con más disponibilidad y prontitud y con paz en vuestra alma y la alegría en vuestro corazón, porque sabéis que Yo vengo a renovar el mundo. Sabréis que el paraíso creado por Mi Padre, para Sus hijos, ha de ser devuelto a ellos, por fin, en toda su Gloria original.

Ningún hombre puede comprender verdaderamente el Libro del Apocalípsis, ya que no todo acontecimiento es recordado en detalle ni en secuencia, ni está destinado a serlo. Pero sabed esto. Podéis estar seguros de que este es el período en el que el reino de Satanás muere y mientras llega al final, va a infligir cualquier castigo sobre Mí. Él hará esto al infiltrarse en Mi Iglesia de la Tierra desde el interior. Él me va a robar almas y profanará Mi Cuerpo, la Sagrada Eucaristía. Pero Yo soy la Iglesia y conduciré a mi gente. Satanás no puede destruirme, porque esto es imposible. Él puede, sin embargo, destruir muchas almas al engañarlos haciéndoles creer que él soy Yo.

Así como el mundo fue preparado para Mi Primera Venida, así también está ahora siendo preparado para Mi Segunda Venida. Para aquellos que se oponen a Mí , a Mis esfuerzos para salvar las almas y quienes abrazan Mis enemigos, sabed esto:  Jamás frustréis el Poder de Dios. Jamás destruyáis la Palabra. Jamás profanéis Mi Cuerpo y se os permitirá permanecer en pie.

Cuando las profecías, que están contenidas en el Libro del Apocalipsis, se desarrollen, no debéis desesperaros nunca, pues estad con la seguridad de que el Amor de Dios por Sus hijos significa que Él se ocupará de Sus enemigos con dureza y se esforzará por llevar a todos Sus hijos, que me reconocerán, a Su único Hijo, a Su Divina remanso de Paz. Y mientras que los enemigos de Dios se roban las almas de muchos, a través de una chapa de encanto y el engaño, mucha gente va a menospreciar la Verdadera Palabra de Dios.

Para aquellos que sois bendecidos con la visión, no temáis a Mis enemigos, sino a la Ira de Dios, a medida que desciende sobre los que tratan de robar las almas de los que están sin enterarse de lo que está ocurriendo.

El amor de Dios es Todopoderoso y Su Lealtad a la supervivencia de cada persona es infinita. Pero Su Castigo sobre Sus enemigos es tan fiero como lo es final.

Vuestro Jesús

Leer más: https://www.elgranaviso-mensajes.com/news/a016-mar-2014-el-paraiso-creado-por-mi-padre-para-sus-hijos-ha-de-ser-devuelto-a-ellos-por-fin-en-toda-su-gloria-original/

A %d blogueros les gusta esto: