El arzobispo bergogliano de Iowa insta a los laicos a ‘licuar’ los cadáveres en lugar de enterrarlos, ‘por ser ofensivo para el planeta’

El arzobispo católico de Dubuque, Iowa, ha escrito para instar a los fieles a rechazar los «métodos tradicionales de entierro» en favor de licuar un cadáver para que sea menos «ofensivo» para la tierra y el medio ambiente.

El arzobispo Michael Jackels  presentó el argumento en una  carta  fechada el 20 de octubre titulada «Alternativas a los métodos tradicionales de entierro». Haciendo referencia a las «dos personas» que mueren cada segundo en todo el mundo y los 2,5 millones que mueren anualmente en los Estados Unidos, Jackels declaró que esto «hace que las prácticas funerarias sean un problema medioambiental importante».

‘Licuar’ cuerpos para salvar el planeta

Las estimaciones indican que se necesitarían «más de 130 millas cuadradas de tierra» para los «entierros en el suelo» de los que se predice que morirán en las próximas dos décadas, escribió, lamentando cómo se utilizan los «recursos naturales» para los ataúdes y las bóvedas. y que «el agua subterránea está contaminada con desechos de embalsamamiento».

El arzobispo Jackels criticó además el proceso de cremación, una práctica prohibida para los católicos hasta las últimas décadas, diciendo que cada cremación «usa alrededor de 30 galones de combustible, y tanto la quema como el propio cuerpo liberan contaminantes en el aire».

Elogiando a la Iglesia Católica por ser «líder en el uso de entierro verde», Jackels propuso la «hidrólisis alcalina» como la alternativa «verde».

El proceso, según el arzobispo, implica combinar «agua caliente, lejía, presión de aire y circulación» para «licuar un cadáver en cuestión de horas, que luego se puede verter de forma segura en el suelo».

Un método alternativo propuesto por el prelado de 67 años de edad, fue “recompositing”, o  recomponer , un método mediante el cual el cuerpo “se coloca en un recipiente, cubierta con virutas de madera, paja y alfalfa, el uso de calor para matar contagios y flujo de aire para descomposición. Después de un mes, da como resultado tierra «.

Este proceso se utiliza  específicamente  con el «impacto ambiental» en mente para ayudar a «curar el clima».

‘¿No es el entierro tradicional una falta de respeto a la buena tierra verde de Dios?’

‘Más ofensivo’ para la tierra no usar entierro verde

El arzobispo Jackels no ignoraba la heterodoxia de su propuesta, haciendo referencia al «desafío» de deshacerse del «líquido o del suelo de manera reverencial, al igual que la disposición adecuada de las cenizas».

Sin embargo, defendió su idea diciendo que “la Iglesia solo pide que el cuerpo sea tratado con respeto, y sea sepultado en un lugar bendecido por el clero, ya sea en la tierra, agua, fuego o aire, cementerio o no”.

Al señalar que algunos obispos católicos ya se habían opuesto a la recomposición en particular, dado que era «ofensiva, irrespetuosa, indigna», Jackels sugirió que no usar tales métodos ambientales era más «ofensivo».

«Pero, ¿es más ofensivo que el proceso de embalsamar el cuerpo, vestirlo como un muñeco de niño y aplicarle maquillaje?» preguntó. “¿O es más ofensivo que la práctica de la Iglesia de cortar en pedazos el cuerpo de un santo como reliquia? ¿Y no es el entierro tradicional una falta de respeto a la buena tierra verde de Dios? «

Apelando a los pronunciamientos eclesiales más recientes que permiten la cremación como una opción para los católicos, Jackels argumentó que tal lógica se aplicaría ahora para aceptar la «hidrólisis alcalina o la recomposición».

Enseñanza tradicional sobre el entierro católico

La presión del arzobispo Jackel por métodos de entierro «verdes», mientras rechaza incluso la cremación, una práctica revolucionaria adoptada recientemente por la Iglesia Católica, parecería ser una desviación radical de la enseñanza de la Iglesia.

Antes de los cambios revolucionarios realizados durante y a la luz del Concilio Vaticano II, la cremación estaba prohibida para los católicos bajo el  Código 1203  del Código de Derecho Canónico de 1917, a la luz de la enseñanza bíblica de  que el cuerpo es «el templo del Espíritu Santo». Al considerar la  cremación como un movimiento masónico, el Vaticano excomulgó a aquellos que intentaron la cremación, y el Papa León XIII prohibió que se ofrecieran misas funerarias públicas católicas para aquellos que deseaban ser cremados.

Sin embargo, el Vaticano notó que la cremación no estaba en contra de la Ley Divina.

Pero con el documento Piam et constantem de 1963  , se socavó la enseñanza tradicional. Al ordenar que los católicos «se abstengan de la cremación», excepto en casos de «necesidad», Pablo VI abrió la puerta para permitir las cremaciones en ciertas circunstancias, al tiempo que afirmó que «la tradición eclesiástica debe evitar ser dañada y la actitud adversa de la Iglesia hacia la cremación debe ser claramente evidente «.

Las concesiones de Pablo VI pronto llevaron a un cambio en el Derecho Canónico, con el  Canon 1176  del Código de 1983 que dice: “La Iglesia recomienda encarecidamente que se observe la piadosa costumbre de enterrar los cuerpos de los difuntos; sin embargo, la Iglesia no prohíbe la cremación a menos que haya sido elegida por razones contrarias a la doctrina cristiana «.

Más recientemente, el documento de 2016 Ad resurgendum cum Christo de la Congregación para la Doctrina de la Fe (CDF)   avanzó más lejos de la prohibición tradicional de la cremación.

Sin embargo, en todos estos documentos, la Iglesia «recomienda insistentemente que los cuerpos de los difuntos sean enterrados en cementerios u otros lugares sagrados», siendo el entierro en el suelo la «forma más adecuada de expresar fe y esperanza en la resurrección del cuerpo». . «

La Iglesia “no puede, por tanto, condonar actitudes o permitir ritos que impliquen ideas erróneas sobre la muerte, como considerar la muerte como la aniquilación definitiva de la persona, o el momento de la fusión con la madre naturaleza o el universo, o como una etapa del ciclo. de regeneración, o como liberación definitiva de la ‘prisión’ del cuerpo ”, declaró la CDF.

Al comentar sobre la propuesta del arzobispo, el hermano Martín de los Oblatos de San Agustín lo llamó «control de población para los muertos».

“Partiendo de su principio de que la Madre Tierra está en peligro de contaminación, el Arzobispo de Dubuque concluye que podemos tratar los antiguos templos del Espíritu Santo como meros desechos humanos, quejándose de que ocupan demasiado espacio valioso”, afirmó el hermano Martin. “También sugiere un método por el cual los restos se convertirían en tierra. Este es el control de la población de los muertos y la teosis en la religión de la Madre Tierra «.

Jackels fue  uno de los cinco  obispos estadounidenses que se opusieron a una investigación sobre el entonces cardenal Theodore McCarrick después de los explosivos testimonios del arzobispo Carlo Maria Viganò

En junio, Jackels se  opuso a  la formulación de un documento eucarístico por parte de la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos que podría haber tenido una redacción en contra de que los políticos pro-aborto pudieran recibir la Eucaristía.

AHORA, 20 ESTADOS DE EE. UU. LICUAN A PERSONAS ASESINADAS POR VACUNAS Y LOS USAN COMO “FERTILIZANTE”

Esto coloca a los humanos muertos en el suministro de alimentos como una forma indirecta de canibalismo. Pronto, si consume productos no orgánicos, estará comiendo cultivos que literalmente crecen en una sustancia viscosa de carne humana.

https://ejercitoremanente.com/2021/05/18/ahora-20-estados-de-ee-uu-licuan-a-personas-asesinadas-por-vacunas-y-los-usan-como-fertilizante/

LifeSiteNews

En verdad os prometo que la transición será rápida

Mensaje del Libro de la Verdad 🏹

11 de Noviembre, 2012 

Primera parte

Mi muy querida hija, siempre es importante recordar que cuando sufrís no sólo es vuestro dolor el que sentís. Es Mi dolor el que sufrís. El dolor del que estoy hablando, no es el que sufrí durante Mi Crucifixión, sino al que me enfrento hoy cuando veo y siento el dolor de la humanidad.

La gente está sufriendo en el mundo a causa de la oscuridad de su alma. Incluso aquéllos que viven una vida sencilla y que tratan de seguir Mis Enseñanzas están sufriendo. Ellos pueden sentirse deprimidos cuando se esfuerzan para amarse mutuamente. También sufren por las dudas, que experimentan en su Fe.

Muchos no entienden el significado de la vida eterna o el hecho de que la vida no termina cuando una persona muere en este mundo. Es por eso que muchos no se preparan para la próxima vida.

Mucha gente en el pasado no se preparó adecuadamente y se encuentran en el Infierno o en el Purgatorio.

A esta generación se está obsequiando un Regalo, del cual ninguna otra generación se ha visto beneficiada. Muchos simplemente efectuarán la transición de esta vida instantáneamente, sin tener que experimentar la muerte, así como vosotros la conocéis.

Mi Segunda Venida traerá consigo este Regalo extraordinario. Así que no temáis. Regocijáos, porque vengo a vosotros a traeros un futuro próspero.

Pensad en ello de esta manera:  Mientras vosotros soportáis algunas dificultades, y tendréis que atestiguar la manera en que Mi Existencia será revelada, esto no durará  mucho tiempo.

Me doy cuenta de que muchos de vosotros os preocupáis, pero Yo os prometo solemnemente que la transición será rápida. Después, cuando vosotros seáis testigos de la Nueva Jerusalén, que desciende sobre la Nueva Tierra, el Nuevo Paraíso, seréis colmados de éxtasis.

No hay palabras que puedan describir esta hermosa Creación. Mi Corazón estalla de Amor cuando pienso en cómo vosotros y vuestros seres queridos reaccionaréis  con asombro. Eso será cuando el misterio de la alianza definitiva se os manifieste.

La claridad de Mi promesa de volver, verdaderamente será al fin comprendida.

El mundo se convertirá en una familia santa, y vivirá una existencia de acuerdo con, y en unión con, la Divina Voluntad de Mi Padre.

Este va a ser un tiempo de re-unión, cuando la primera resurrección de los muertos se lleve a cabo. Aquéllos que han quedado limpios en este mundo, a través de la purificación, se unirán a los que también han sido purificados en el Purgatorio, para  vivir en el Nuevo Paraíso.

Mucho va a cambiar, pero todos los que me siguen y se unen Conmigo en Mi nueva Era de Paz, sobre la cual voy a reinar con  Mi dirección espiritual, encontrarán la paz del alma.

Por fin, el sufrimiento experimentado, bajo el reinado de Satanás en esta tierra, no existirá más.

Cada dolor, cada sufrimiento, cada oración, cada esfuerzo soportado por vosotros para reunir a las almas que se quedan atrás languidenciendo, y quien se rebela y lucha todo el tiempo, habrá valido la pena.

El Nuevo Paraíso está listo. Todo lo que necesitáis hacer es preparar vuestras almas y caminar hacia las puertas. A aquéllos que os redimís vosotros mismos ante Mis Ojos, se os darán las llaves para abrir las puertas.

Perseverad en esta tribulación que viene porque es algo que debe suceder, así como ha sido predicho en el Libro de Mi Padre.

Vuestras oraciones mitigarán gran parte de ella y Mi Padre intervendrá en todas las etapas posibles para evitar que se inflijan las malvadas acciones a Sus hijos preciosos.

Vuestro Jesús

Leer más: http://m.elgranaviso-mensajes.com/news/a11-nov-2012/

A %d blogueros les gusta esto: