Nuestro combate espiritual: Forjar y Fortalecer Soldados de Cristo

¿Cómo combatir contra un ejército infernal de demonios del cual desconocemos sus planes, mentiras y engaños, si nos nos abocamos en conocer con la gracia de Dios, sus estrategias para combatirlas?

La Batalla de estos últimos tiempos es una batalla primero espiritual que se materializa en acciones concretas.


Por ello los católicos usamos primero las armas espirituales. Todos podrán comprobar que Ejército Remanente hace todos los días a través de la web y Telegram:

-Oraciones diarias
-Anuncio de la Palabra de Dios
-Rosario
-Cruzadas de Oración
-Coronilla de la Divina Misericordia
-Catequesis y formación en la Doctrina Catolica a través de puntos de Enciclicas, Santos, Imitacion de Cristo.
-Mensajes del Libro de la Verdad.

Este ejercicio de combate espiritual diario al que invitamos, tendrá como fruto forjar y fortalecer a los soldados de Cristo. Así la mente se colmará de los pensamientos santos de Dios, y el corazón de la certeza del Amor de Dios. Desechando los pensamientos imperfectos o de pecado propios, del mundo y del demonio, que hacen anidar miedos, temores, desesperanza y pesimismo.

Nos dicen:

Santa Juana de Arco: «Todas las batallas se ganan o se pierden primero en la mente».

Efesios 4, 23-24: «Es necesario que «os renovéis en el espíritu de vuestra mente, y os vistáis del hombre nuevo, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad».

1 Juan 4,18:
«En el amor no hay lugar para el temor: al contrario, el amor perfecto elimina el temor, porque el temor supone un castigo, y el que teme no ha llegado a la plenitud del amor».

Estos textos nos podrán servir para meditar en qué medida cada uno a través de las armas espirituales de Oración, lectura de la Biblia y doctrina católica damos lugar en la mente a los pensamientos de Dios, pues es Dios mismo quien saca los temores, aumenta la fe, fortalece en la alegría y esperanza, creciendo así en Amor y confianza plena en Dios.

Pues dice el Salmo 23:

El Señor es mi pastor,
nada me puede faltar.
Él me hace descansar en verdes praderas,
me conduce a las aguas tranquilas
y repara mis fuerzas;
me guía por el recto sendero,
por amor de su Nombre.
Aunque cruce por oscuras quebradas,
no temeré ningún mal,
porque tú estás conmigo:
tu vara y tu bastón me infunden confianza».

Es un desafío personal, el crecer en pensar los pensamientos de Cristo y amar con el Corazón de Cristo.

Surge también entonces la tentación sutil e infernal de callar a los hijos de Dios sobre las obras del mal, y sobre estos últimos tiempos «para no generar miedo», o evadir la realidad con la muletilla «solo es necesario rezar»

¿Acaso callaremos sobre el mal que avanza por todos los costados, devorando las almas, llevandolas a la condenacion?

¿Como combatir contra un ejército infernal de demonios del cual desconocemos sus planes, mentiras y engaños, si nos nos abocamos en conocer con la gracia de Dios, sus estrategias para combatirlas? Pues dice Efesios 6,12: «Porque nuestra lucha no es contra enemigos de carne y sangre, sino contra los Principados y Potestades, contra los Soberanos de este mundo de tinieblas, contra los espíritus del mal que habitan en el espacio».

¿Cómo podríamos anunciar la Verdad, y denunciar la mentira si desconocemos cuáles son esas mentiras?


¿Cómo podríamos por caridad buscar la salud del cuerpo y del alma de los hombres creados a imagen de Dios, si no queremos ver ni enterarnos de cómo estos enemigos de Dios y de la humanidad nos envenenan el cuerpo y alma?

Viene Santa Catalina de Siena a guiarnos en la senda correcta, ante estos interrogantes: ¡Basta de silencios, gritad con cien mil lenguas porque por haber callado, el mundo esta podrido!.

Viene tambien la Palabra de Dios misma como camino seguro y verdadero para alentarnos en denunciar las obras del mal:

Oseas 4,1-2.6:
«Escuchen la palabra del Señor, israelitas, porque el Señor tiene un pleito con los habitantes del país; ya no hay fidelidad, ni amor, ni conocimiento de Dios en el país.
2 Sólo perjurio y engaño, asesinato y robo, adulterio y extorsión, y los crímenes sangrientos se suceden uno tras otro.
6 Mi pueblo perece por falta de conocimiento».

Juan 8,44:
«Ustedes tienen por padre al demonio y quieren cumplir los deseos de su padre. Desde el comienzo él fue homicida y no tiene nada que ver con la verdad, porque no hay verdad en él. Cuando miente, habla conforme a lo que es, porque es mentiroso y padre de la mentira».

Viene la Palabra de Dios a mostrarnos por qué quieren callar a los hijos de Dios:

Juan 3, 19-20:
En esto consiste el juicio: la luz vino al mundo, y los hombres prefirieron las tinieblas a la luz, porque sus obras eran malas.
Todo el que obra mal odia la luz y no se acerca a ella, por temor de que sus obras sean descubiertas.

Viene la Palabra de Dios a decirnos porque son ellos los que tienen miedo y por eso quieren callarnos, pues:

1 Juan 3,8:
«el Hijo de Dios se manifestó para destruir las obras del demonio».

1 Juan 5, 4:
«porque el que ha nacido de Dios, vence al mundo. Y la victoria que triunfa sobre el mundo es nuestra fe».

Viene Dios mismo a decirnos:
Efesios 6, 10-11:
«Por lo demás, fortalézcanse en el Señor con la fuerza de su poder.
Revístanse con la armadura de Dios, para que puedan resistir las insidias del demonio».

2 Cronicas 20,15:
«Así les habla el Señor: No teman ni se acobarden ante esa gran muchedumbre, porque esta guerra no es de ustedes sino de Dios».

Desechemos la pusilanimidad, la mediocridad, la cobardia y los temores, aprendamos de Santa Juana de Arco jovencita de 16 años que con toda seguridad decia: » No tengo miedo, yo nací para hacer esto», » Avanza valientemente, miedo a nada. Confianza en Dios, todo estará bien»

Damos entonces Gracias a Dios que en su Bondad y Misericordia llama a sus hijos a combatir para su Gloria, Honor y salvacion de las almas, en esta última batalla en la que podemos gustar ya de los primeros brotes que nos anuncian su Venida y la instauración del Reinado Glorioso de los Corazones de Jesus y María en los Cielos Nuevos y Tierra Nueva.

1 Corintios 15, 57-58:
» ¡Demos gracias a Dios, que nos ha dado la victoria por nuestro Señor Jesucristo!
Por eso, queridos hermanos, permanezcan firmes e inconmovibles, progresando constantemente en la obra del Señor, con la certidumbre de que los esfuerzos que realizan por Él no seran vanos».

¡CON MARÍA SANTÍSIMA, NUESTRA CELESTIAL CAPITANA, HACIA LA VICTORIA!

🛡️Ejército Remanente

La batalla por las almas será librada

Mensaje del Libro de la Verdad 🏹

2 de septiembre de 2014

Mi querida hija, tú debes decir a mis hijos que Dios nunca jamás abandona a los Suyos, porque esto nunca podría ser. Ã‰l ama a todos Sus hijos, no importa cuánto dolor infligen a Su único Hijo, Jesucristo.

Mi protección cubrirá toda alma que proclame la Palabra de Dios y por el Poder de Dios aplastaré la cabeza de la serpiente en todas sus formas. Voy a ser la abogada que revelará las mentiras que son vertidas por la boca de la bestia, y el mundo será testigo de las mentiras ilógicas, que esparcirá entre los que permiten llegar a ser sus vasos dispuestos, en completa subyugación a su malvados caminos. El rey de las mentiras seguirá alejando a almas de la Verdad y él, el engañador, nunca va a cejar hasta la hora final.

Cuando las mentiras se usan para distraer a la gente de la Verdadera Palabra de Dios, yo voy a intervenir para revelar la Verdad. La humanidad tendrá dos opciones – permanecer fieles a la Verdad o aceptar la mentira como un sustituto de ella. La confusión devastará los corazones de las personas vulnerables, los débiles y de los que no tienen el Espíritu de Dios dentro de sus almas. Así, la batalla por las almas será librada, donde la gente creerá o en mentiras o en la Verdad.

Yo traigo grandes noticias de la Misericordia de mi Hijo y Yo soy Su instrumento en la salvación de las almas. Ningún alma será excluida de esta Misión de Salvación. Vosotros debéis orar para que el hombre descifre las mentiras, que son esparcidas por los enemigos de Mi Hijo para distraerlos de la Verdad, la Luz y el Amor de mi Hijo. Confiad en mi Hijo y se os mostrará Su Gran Misericordia. Creed en la Promesa de mi Hijo de venir otra vez y tendréis vida eterna. No permitáis que las mentiras os engañen, porque si lo hacéis os resultará muy difícil permanecer fieles a mi Hijo.

Vuestra amada Madre

Madre de la Salvación

Leer más: http://m.elgranaviso-mensajes.com/news/a2-sep-2014-madre-de-la-salvacion-dios-nunca-abandona-a-los-suyos/

A %d blogueros les gusta esto: