¡Ahora es el momento de acabar con el aborto!

Es hora de que los católicos a favor de la vida luchen contra la Cultura de la Muerte bajo la bandera de la Realeza de Cristo y el Sagrado Corazón de Jesús. Sigan rezando sus rosarios, amigos. Los Hijos de la Luz acaban de ganar una ronda, y lo que viene después, solo Dios lo sabe. Al menos podemos estar seguros de esto: estamos en el Equipo ganador. 

¡¡Aleluya, aleluya, aleluya!! ¿Os habéis dado cuenta de que este fallo ha sido emitido justamente el día del Sagrado Corazón de Jesús? Y el 24 de junio es la fecha para celebrar el nacimiento de san Juan Bautista, el señalado por Dios desde el vientre de su madre”, comentó el Padre Fortea sobre el fallo que anuló Roe vs Wade.


por el padre Paul John Kalchik  

Se ha ganado una gran batalla, y Estados Unidos ahora se dirige en la dirección correcta, una vez más, respetando los derechos humanos de los no nacidos. Nunca hubo, ni puede haber, un derecho constitucional de matar a un niño en el útero. Desde el momento de la concepción, el niño en el útero tiene los derechos otorgados por Dios a cualquier persona.

Gracias, Papa San Juan Pablo II, por articular esto tan bien durante su pontificado. Pido su intercesión en nombre de todos los estadounidenses durante estos inquietantes días de disturbios luego de este fallo fundamental de la Corte Suprema que anuló Roe v. Wade.  Se necesita su ayuda en nombre de todos los estadounidenses para ir más allá de la mentalidad del aborto, para mover las mentes y los corazones de todos los estadounidenses a reconocer una vez más que todos los seres humanos están hechos a imagen y semejanza de Dios, incluso los más pequeños y vulnerables en el utero.

La pelea no ha terminado

Incluso ahora, mientras registro estos pensamientos, muchos estados se están moviendo para codificar en sus leyes estatales la legislación que da luz verde al aborto. Illinois, Nueva York, California, Nueva Jersey, Massachusetts e incluso el pequeño estado de New Hampshire se esfuerzan por consagrar el negro sacramento del aborto.

En algunos de estos estados azul-negros como Illinois, las legislaturas están trabajando horas extras para exigir que sus contribuyentes paguen por el aborto. Todo esto es parte del homenaje que estos políticos hacen a los demonios que los gobiernan. Pero yo, como católico, no puedo tener la conciencia de pagar para que alguien mate a su hijo.

Así que hoy, después de la muerte de Roe, no puedo escribir estas palabras lo suficientemente rápido: «¡Ding, Dong, la bruja está muerta!» Es imperativo que llevemos a la oración toda la energía positiva de esta victoria fenomenal y luego la llevemos a las legislaturas de nuestros estados para decirles directamente, sin ambigüedades, que el aborto no es ningún tipo de derecho; es asesinato

Adelante, con claridad

El mal del aborto en nuestro país se ha convertido en un monstruo de gran tamaño en las últimas cinco décadas porque los demócratas a favor de la muerte mienten a través de su flagrante uso de eufemismos. Ciertos  métodos anticonceptivos , también conocidos como abortivos , por ejemplo, no son más atención médica que el aborto. Todos estos son métodos para matar a un niño en el útero. Y debido a su uso permisivo en los Estados Unidos, millones han sido asesinados. Matar a una parte considerable de la población de un país no puede interpretarse como atención médica de ninguna manera. Con Roe eliminado, eliminemos estas mentiras de una vez por todas.

Desde hace décadas, la izquierda rabiosa ha hecho pública esta mentira descomunal: «Es mi cuerpo, y nadie tiene derecho a decirme qué hacer con él». Para empezar, un niño dentro del útero de una madre no es parte del cuerpo de la madre. El niño dentro del útero de su madre tiene su propio ADN, ¡e incluso las huellas dactilares del niño son exclusivamente suyas! Desde tiempos inmemoriales, la sociedad ha reconocido que el niño dentro del cuerpo de su madre es una persona claramente diferente.

Antes del advenimiento de la cultura de la muerte en la que vivimos ahora, a las mujeres embarazadas se les daba una consideración especial porque estaban embarazadas de otra persona. Todavía puedo escuchar a mi padre en mi oído en un viaje en el centro de Chicago, cuando cuando era niño lo escuchaba decir: «Paul, dale tu asiento a esa mujer; ¿no ves que está embarazada?» Ahora, con Roe en cenizas, tenemos que restaurar la deferencia a las mujeres embarazadas; ellos llevan el futuro de la humanidad en sus vientres.

Uno de los trucos realmente grandes que la izquierda rabiosa ha usado para justificar el aborto por nacimiento parcial y los abortos tardíos es: «Son solo un montón de células». Por ridícula que sea esta mentira, tiene millones de seguidores, aquellos que no pueden ver al niño en el útero como una persona en miniatura; demostrado por un ultrasonido que tiene dos manos, una nariz y una boca, una persona como ellos en todos los sentidos.

Eliminar a los políticos pro-muerte

Con Roe ahora en la historia, las mentiras que han apoyado este culto a la muerte en los EE. UU. deben salir a la luz, exponerse y denunciarse. Los falsos católicos como Joe Biden, Gavin Newsom, Nancy Pelosi y Dick Durbin, todos miembros verificables del culto a la muerte a favor del aborto, deben ser destituidos de sus cargos de una vez por todas. Estos malvados charlatanes, al promover el aborto a pedido, ofrecen sacrificios sangrientos a sus dioses demoníacos. Ningún católico de verdad puede votar por ninguno de estos políticos porque hacerlo sería cómplice de asesinatos en masa .

La Corte Suprema de nuestra nación ha hecho su trabajo al restaurar el derecho de todo estadounidense a la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad. Ahora es nuestro trabajo como buenos católicos restituir en cada estado de nuestra gran nación el derecho a la vida. Como el Doctor Seuss tan acertadamente escribió para los niños hace décadas en su libro Horton Hears a Who ,  «Una persona es una persona, no importa cuán pequeña sea».

Church Militant

Mi Padre castigará a todos aquellos que asesinan a Sus hijos

Mensaje del Libro de la Verdad 🏹

25 de diciembre de 2014

No os preocupéis por el espíritu del mal, que corrompe el mundo. Dejádmelo todo a Mí. Porque mientras vosotros me améis, me reverenciéis y améis a otros, de acuerdo a Mi Santa Voluntad, Yo os protegeré del dolor de todas las cosas que están en contra Mía.

El peor dolor que tendréis que soportar será el de ser testigos de los llamados actos de caridad y las preocupaciones humanitarias a escala mundial, las cuales enmascararán las verdaderas intenciones de Mis enemigos. Sabréis, dentro de vuestros corazones, que el engañador está trabajando. Cuando el mundo secular y los que dicen representarme hablan de política, actos humanitarios, pero fallan en proclamar la importancia de preservar la vida humana a toda costa, entonces sabed que esto no es lo que Yo deseo. Si aquellos que dicen representarme no hablan con la misma pasión sobre la perversidad del aborto, como lo hacen sobre otros actos contra la humanidad, entonces, estad conscientes de que algo anda mal.

Mi Padre castigará a todos aquellos que asesinan a Sus hijos, incluyendo a los niños que todavía están siendo alimentados en el vientre esperando nacer. Los autores de semejantes crímenes van a sufrir un castigo terrible si no se arrepienten de sus pecados contra Él. Los que son Míos y que representan a Mi Iglesia en la Tierra han fallado en proclamar la Verdad. El asesinato, incluyendo el aborto, es uno de los mayores pecados contra Dios. Se necesita un acto de contrición extraordinario para que puedan ser absueltos de tal pecado. ¿Por qué entonces Mi Iglesia no lucha con vigor contra este pecado – uno de los actos más abominables de resistencia contra Mi Padre? ¿Por qué os distraen de reconocer el más grave de los pecados, pero predican acerca de la importancia de los actos humanitarios?

El humanismo es una afrenta a Dios porque se centra en las necesidades del hombre y no en la necesidad de arrepentirse del pecado ante el Creador de todo lo que es. Si vosotros ignoráis los pecados mortales, claramente definidos en las Leyes establecidas por Dios, que conducen a la condenación eterna, entonces ninguna cantidad de compasión por los derechos civiles de la raza humana expiará esos pecados.

Si vosotros creéis en Mí, y si me servís, entonces debéis hablar solo acerca de la Verdad. La Verdad es que el pecado es vuestro mayor enemigo – no aquellos que os persiguen. El pecado mortal, si no estáis arrepentidos, os llevará al Infierno. Si vosotros estáis en pecado mortal y dedicáis el tiempo apoyando grandes actos de caridad y hechos humanitarios, y no os arrepentís, entonces vuestra alma se perderá.

Recordad la Verdad. No os dejéis engañar por conversaciones, actos u obras de caridad cuando la tarea más importante es luchar contra el pecado mortal. Mis siervos consagrados que se nieguen a recordaros las consecuencias del pecado mortal, no comprenden la misión que tienen en servirme. No podéis barrer el pecado bajo el suelo, fuera de la vista, como si no existiera. Ninguna cantidad de empatía con las personas que son perseguidas en Mi Nombre, compensará el hecho de que los pecadores no se reconcilien Conmigo, Jesucristo, para el perdón de los pecados.

Vuestro Jesús

Leer más: https://www.elgranaviso-mensajes.com/news/a025-dic-2014-el-humanismo-es-una-afrenta-a-dios/

A %d blogueros les gusta esto: