Sacerdote italiano suspendido por criticar errores de Francisco en nuevo libro

‚ÄúEstamos en la peor crisis doctrinal a la que se ha enfrentado la Iglesia, y es por culpa del ‘Papa’. Parece imposible y, sin embargo, lo es.

 ‚Äď Don Tullio Rotondo, un sacerdote cat√≥lico italiano ordenado en 2004, ha sido suspendido a divinis por su obispo por haber publicado un libro contra los errores del Papa Francisco contenidos en su exhortaci√≥n postsinodal Amoris Laetitia de 2016 . El profesor John Rist, un erudito de filosof√≠a cl√°sica de renombre mundial que hab√≠a escrito el prefacio del libro de Don Rotondo, le dijo a LifeSite que su suspensi√≥n es “totalmente injusta”, y agreg√≥ que Don Rotondo “ha sido castigado por defender lo que durante cientos de a√Īos ha sido se cree que es la teolog√≠a moral cat√≥lica. Su suspensi√≥n es un ejemplo del tipo de abuso de autoridad servil que no tiene cabida en la Iglesia Cat√≥lica‚ÄĚ

Don Rotondo ha concedido una entrevista a LifeSite (ver texto completo m√°s abajo), en la que explica en detalle los argumentos de su libro, titulado La traici√≥n de la sana doctrina a trav√©s de Amoris laetitia . C√≥mo el Papa Francisco y algunos de sus colaboradores est√°n difundiendo una moral contraria al dep√≥sito de la fe . El libro destaca ‚Äúvarios errores que el Papa y algunos de sus asociados est√°n difundiendo respecto al Sacramento de la Confesi√≥n, la conciencia moral, la Ley Moral y la pena de muerte‚ÄĚ, seg√ļn Don Rotondo. Este sacerdote est√° en paz con su suspensi√≥n, que le impide administrar cualquiera de los Sacramentos.

‚ÄúEs un momento muy feliz en mi vida‚ÄĚ, le dice a LifeSite, ‚Äúporque, como dec√≠an los Ap√≥stoles, me alegro de poder sufrir algo con Cristo y por Cristo, por Su Verdad. Estoy en paz interiormente y siento que he encontrado mi vocaci√≥n‚ÄĚ. Se neg√≥ a retractarse de su libro cuando su obispo, Camillo Cibotti de la Di√≥cesis de Isernia-Venafro, le dijo que lo hiciera. 

Despu√©s de que el ‘Papa Francisco’ nombrara obispo a Cibotti, y fue consagrado en 2014 por nada m√°s que el Arzobispo Bruno Forte, el mismo obispo que desempe√Ī√≥ un papel crucial durante el S√≠nodo sobre la Familia de 2014 al colaborar estrechamente con el ‘Papa Francisco’ para impulsar un discurso heterodoxo en la agenda. 

LifeSiteNews ha podido revisar el decreto de suspensi√≥n firmado por el obispo Cibotti y fechado el 2 de febrero de 2023. El decreto menciona expl√≠citamente la ‚Äúdesobediencia al propio ordinario‚ÄĚ e invoca el can. 1371 del C√≥digo de Derecho Can√≥nico, que establece que el sacerdote que ‚Äúpersiste en la desobediencia despu√©s de una advertencia‚ÄĚ puede ser castigado. 

En una explicaci√≥n de su libro publicado por el periodista italiano Aldo Maria Valli, Don Rotondo explic√≥ en junio de 2022 su comprensi√≥n de la obediencia: 

Preciso al respecto que algunos cristianos, evidentemente incompetentes, creen, tambi√©n por una interpretaci√≥n incorrecta de los textos b√≠blicos, que la obediencia cristiana consiste en hacer siempre lo que dice el superior, sobre todo si es el Papa, y por eso lo se√Īalan como desobediente a cualquiera que se oponga a las declaraciones y decisiones del Pont√≠fice; estos cristianos necesitan que se les recuerde que su concepci√≥n de la obediencia es en realidad ‚Äúnazi‚ÄĚ y no cristiana. El cristiano debe ante todo obedecer al Supremo Superior que es Dios y por tanto debe someterse a las indicaciones y mandatos de los dem√°s superiores s√≥lo en la medida en que estas indicaciones y mandatos no se opongan a los divinos. Santo Tom√°s es muy claro en este punto.  

El profesor Rist, quien en 2019 fue expulsado de todas las universidades pontificias de Roma por haber firmado una carta abierta acusando al ‘Papa Francisco’ de herej√≠a, escribi√≥ en su prefacio al libro de Don Rotondo: ‚ÄúDado que muchos de los problemas del papado actual han sido llevados a la luz m√°s clara del d√≠a desde la publicaci√≥n de Amoris Laetitia , obviamente ser√≠a √ļtil si se publicara una gu√≠a a trav√©s de las enormes controversias que gener√≥ la exhortaci√≥n. Y ahora se ha compilado una gu√≠a de este tipo: verdaderamente una magnum opus et arduum‚Äď de Don Tullio quien en m√°s de 1300 p√°ginas ha recogido los documentos pertinentes y los ha examinado a la luz de un amplio conocimiento de la Escritura, como de los Padres y Doctores de la iglesia.‚ÄĚ

Rist agreg√≥ que ‚Äúlos historiadores de la Iglesia Cat√≥lica en el siglo XXI encontrar√°n en su material una mina de oro para sus eventuales determinaciones, mientras que los cat√≥licos de hoy en los estrados encontrar√°n en su libro un recurso sin igual mientras intentan desentra√Īar la red de arrogancia, enga√Īo, ambig√ľedad y un insulto que caracteriz√≥ lo que se nos propon√≠a como renovaci√≥n teol√≥gica de arriba abajo‚ÄĚ. 

En comentarios a LifeSite, Rist explica que los libros muestran ‚Äúc√≥mo el ‘Papa Francisco’ ha provocado (de hecho, expuesto y alentado) divisiones profundas y fundamentales en la Iglesia. Don Tullio ha documentado ambos lados de la discusi√≥n sobre Amoris Laetitia con sumo cuidado y profesionalismo‚ÄĚ. Exponiendo por qu√© es injusta la suspensi√≥n de don Tullio Rotondo por parte del obispo, el profesor de ingl√©s dice: ‚Äú El obispo ha ordenado a don Tullio que retire el libro. En lugar de hacer eso, deber√≠a haber elogiado a Don Tullio por su apasionada defensa de la ense√Īanza cat√≥lica tradicional‚ÄĚ.

‚ÄúAl actuar como lo ha hecho‚ÄĚ, contin√ļa diciendo Rist, ‚Äúel obispo se ha alineado con ese grupo considerable entre el episcopado que cree que el Papa ES la tradici√≥n (es decir, que lo que afirma como afirmaci√≥n es la verdad cat√≥lica) en lugar de instar que el Papa regrese a su rol apropiado y tradicional como el principal (pero no el √ļnico) guardi√°n de la teolog√≠a ortodoxa‚ÄĚ. 

Amoris Laetitia ha sido motivo de preocupaci√≥n y angustia para muchos cl√©rigos y laicos, ya que abre la puerta a los cat√≥licos que no viven su vida de acuerdo con los preceptos morales de la Iglesia (por ejemplo, en lo que respecta al matrimonio) para acceder sin embargo a la Sacramentos sin arrepentimiento. Este documento incluso incit√≥ a cuatro cardenales de la Iglesia Cat√≥lica a publicar su dubia en noviembre de 2016. Anteriormente se la hab√≠an enviado al ‘Papa Francisco’ en privado. Sus preguntas siguen sin respuesta por parte del ‘Papa’ hasta el d√≠a de hoy.

Don Tullio Rotondo, en su entrevista con LifeSite, recuerda a los lectores c√≥mo el profesor Josef Seifert, un fil√≥sofo austriaco de renombre internacional, hab√≠a evaluado en su momento este documento papal: ‚ÄúProf. Seifert afirm√≥ que el p√°rrafo 303 de Amoris Laetitia es ‘una bomba at√≥mica teol√≥gica que amenaza con derribar todo el edificio moral de los 10 mandamientos y la ense√Īanza moral cat√≥lica’‚ÄĚ. El propio profesor Seifert tambi√©n recibi√≥, en respuesta a sus cr√≠ticas, un castigo del Di√≥cesis espa√Īola de Granada donde impart√≠a clases en 2017: el obispo local, el arzobispo Javier Mart√≠nez Fern√°ndez , le prohibi√≥ dar clases en su universidad. 

Todos estos testigos cat√≥licos, tanto laicos como cl√©rigos, alg√ļn d√≠a ser√°n honrados por el hecho de que sufrieron por defender las ense√Īanzas morales de la Iglesia.  

En su entrevista con LifeSite, Don Tullio, de 56 a√Īos, quien tiene t√≠tulos universitarios en derecho y teolog√≠a moral y un doctorado en teolog√≠a, llama a todos a resistir las falsas ense√Īanzas por el bien de la salvaci√≥n de las almas: 

Me permito decir p√ļblicamente: Queridos hermanos sacerdotes, queridos padres obispos, queridos te√≥logos, si no habl√°is ‚Äúlas piedras gritar√°n‚ÄĚ para revelar los grav√≠simos errores y esc√°ndalos conexos que se est√°n difundiendo por culpa del ‘Papa Francisco’ y para condenar los que saben y no hablan, es decir, los que reconocen estos errores y se dan cuenta del gran da√Īo que causan a las almas en cuanto a la salvaci√≥n y no hablan, no se oponen. 

Por favor vea aquí la entrevista completa con Don Tullio Rotondo:

LifeSiteNews: ¬ŅPodr√≠a decirnos en qu√© di√≥cesis est√° incardinado y su estado actual en la Iglesia? 

Don Tullio Rotondo: Estoy incardinado en la Di√≥cesis de Isernia-Venafro y actualmente estoy suspendido a divinis, entonces vivo en casa

¬ŅQui√©n te suspendi√≥? ¬ŅFue s√≥lo su obispo o hubo intervenci√≥n de Roma?

La responsabilidad es del obispo, pero ciertamente habló con Roma para darme esta sanción.

¬ŅQu√© llev√≥ a su suspensi√≥n?
 El decreto de suspensi√≥n destaca que  

  1. a) en 2022 publiqu√© un libro titulado Traici√≥n a la sana doctrina a trav√©s de Amoris laetitia . C√≥mo el Papa Francisco y algunos de sus colaboradores est√°n difundiendo una moral contraria al dep√≥sito de la fe . En √©l muestro graves errores del ‘Papa’ y de algunos de sus colaboradores difundidos, especialmente a trav√©s de Amoris laetitia ;
    (b) el obispo me pidió que retractara oficialmente el libro;
    (c) no hice tal retractación;
    d) y as√≠ el Obispo me impuso la sanci√≥n de suspensi√≥n a divinis

Por lo tanto:  

(a) no puedo ejercer p√ļblicamente cargos, cargos o ministerios;
(b) no puedo ejercer el poder de ordenación o de gobierno;
(c) y no puedo ejercer ning√ļn derecho o privilegio ni usar ninguna insignia o t√≠tulo (por lo que no puedo usar el h√°bito eclesi√°stico)

Debido a esta sanci√≥n, mi ‚Äúcelebret‚ÄĚ ha sido retirado. Tengo prohibido celebrar todos los Sacramentos.

Preciso desde el principio que este libro es el primero de varios vol√ļmenes en los que estoy trabajando y que resaltan errores graves difundidos por el ‘Papa’ y algunos de sus colaboradores en diversas formas. El libro, en formato PDF, es gratuito y tambi√©n puede descargarse gratuitamente desde este sitio. 

El sitio ofrece traducciones autom√°ticas a varios idiomas con tecnolog√≠a neuronal que deber√≠a ser particularmente buena, aunque autom√°tica. El sitio y el libro en ingl√©s se pueden encontrar aqu√≠ .  

La bibliograf√≠a del libro, actualmente unas 40 p√°ginas, pero destinado a crecer, se puede encontrar con abreviaturas aqu√≠ . Muchos de los art√≠culos de la bibliograf√≠a est√°n tomados de LifeSiteNews, a quien agradezco sinceramente el gran trabajo que realiza en favor de la vida y de la sana doctrina cat√≥lica, con especial referencia a los errores del ‘Papa Francisco’. Gracias precisamente a este sitio, he podido conocer muchas declaraciones importantes de prelados y eruditos cat√≥licos que se han opuesto valientemente a los errores del ‘Papa Francisco’. El hecho de que este sitio ofrezca contenido gratuito ha sido de gran ayuda en mi trabajo.    

¬ŅCu√°les son los principales argumentos en su libro que probablemente contribuyeron a su suspensi√≥n?

Los principales argumentos de mi libro que provocaron esta suspensi√≥n son aquellos con los que destaco los errores del ‘Papa’, es decir, su oposici√≥n a la Tradici√≥n y a la Sagrada Escritura. A partir del Cap√≠tulo III del libro, destaco varios errores que el ‘Papa’ y algunos de sus colaboradores est√°n difundiendo respecto al Sacramento de la Confesi√≥n, la conciencia moral, la Ley Moral y la pena de muerte. Estos errores son una subversi√≥n y no una evoluci√≥n de la doctrina cat√≥lica. Debemos oponernos a ellos ya que son muy perjudiciales para la salvaci√≥n de las almas.

¬ŅPuede darnos una descripci√≥n concisa del libro?

Como expliqu√© en la introducci√≥n, en el primer cap√≠tulo hablo de los l√≠mites del poder del Sumo Pont√≠fice en materia doctrinal. Me detengo en la cuesti√≥n de la posible herej√≠a de un Papa. Tambi√©n muestro c√≥mo la historia recuerda errores papales obvios y c√≥mo un papa incluso fue declarado hereje y anatematizado por un concilio ecum√©nico despu√©s de su muerte. En este primer cap√≠tulo examino las declaraciones de Mons. VM Fern√°ndez, prelado argentino muy cercano al papa Francisco y considerado escritor fantasma de la exhortaci√≥n Amoris Laetitia.  En el libro hago uso de Mons., los escritos de Fern√°ndez varias veces para comprender mejor lo que afirma Amoris Laetitia . 

En el Cap√≠tulo II muestro la evidente estrategia papal que condujo a Amoris Laetitia y las graves consecuencias que la siguieron, una estrategia compuesta de declaraciones ambiguas y un ‚Äúc√≥digo‚ÄĚ (de palabras y acciones) a trav√©s del cual el cambio doctrinal y el ‚Äúcambio de paradigma‚ÄĚ que quiere implementar est√°n discretamente extendidos.   

Los propios colaboradores m√°s cercanos del ‘Papa Francisco’ han dicho que est√° implementando un ‚Äúcambio de paradigma‚ÄĚ. Mientras tanto, el cardenal Muller ha declarado: “Detr√°s del discurso pseudointelectual del ‘cambio de paradigma’ se encuentra solo la herej√≠a no disimulada que falsifica la palabra de Dios”. La estrategia del ‘Papa Francisco’ tambi√©n se llev√≥ a cabo a trav√©s de ‚Äúmanipulaciones‚ÄĚ en los dos S√≠nodos de 2014 y 2015 precisamente para implementar este ‘cambio de paradigma’.  

En los cap√≠tulos subsiguientes muestro c√≥mo se ha realizado tal ‚Äúcambio de paradigma‚ÄĚ y, por tanto, los errores que emergen de √©l a trav√©s de Amoris Laetitia con respecto a diferentes puntos de la doctrina cat√≥lica. Muestro en esos cap√≠tulos c√≥mo, para hacer pasar una falsa moralidad como teol√≥gicamente aceptable, el ‘Papa Francisco’ https://www.lifesitenews.com/blogs/italian-priest-suspended-for-publishing-a-book-criticizing-pope-francis-amoris-laetitia/?utm_source=populary sus partidarios han explotado en particular dos v√≠as: 

  1. aquella por la que pr√°cticamente se deja de lado, en ciertos aspectos, la Ley Divina revelada y con ella la obligatoriedad absoluta de los preceptos negativos del Dec√°logo. Aqu√≠ tambi√©n hacen uso de una concepci√≥n desviada de la conciencia moral; al abordar esto, el profesor Seifert afirm√≥ que el p√°rrafo 303 de Amoris Laetitia es “una bomba at√≥mica teol√≥gica que amenaza con derribar todo el edificio moral de los 10 mandamientos y la ense√Īanza moral cat√≥lica”. 
  2. aquella por la cual han difundido un discernimiento inexacto y err√≥neo de los casos particulares y por ende una presentaci√≥n ambigua, imprecisa y desviada de las circunstancias atenuantes de los actos humanos. Estas circunstancias son, de hecho, astutamente ampliadas por el ‘Papa’ y algunos de sus colaboradores y hechas capaces de demoler pr√°cticamente los preceptos divinos al llevar a considerar los verdaderos pecados graves como pecados veniales o imperfecciones,  en esta l√≠nea Monse√Īor Schneider afirm√≥ que los ‚Äúnuevos disc√≠pulos de Mois√©s y los nuevos fariseos durante las dos √ļltimas Asambleas del S√≠nodo (2014 y 2015) enmascararon su pr√°ctica negaci√≥n de la indisolubilidad del matrimonio y una suspensi√≥n del Sexto Mandamiento en un caso- caso por caso bajo la apariencia del concepto de misericordia, utilizando expresiones como ‘camino de discernimiento’, ‘acompa√Īamiento’, ‘orientaciones del obispo, ‘di√°logo con el sacerdote’, ‘foro interno’ ‘una integraci√≥n m√°s plena en la vida de la Iglesia’, una posible supresi√≥n de la imputabilidad respecto a la convivencia en uniones irregulares (cf. Informe final, nn. 84-86).‚ÄĚ (Estas son las palabras verdaderas de Mons. Schneider, comunicadas a m√≠ por correo electr√≥nico, especificando lo que se encuentra en un art√≠culo de Rorate Caeli , fecha de consulta 28.4.2023. En este art√≠culo hay, de hecho, un error de imprenta. 

Siguiendo estos caminos (pero no solo estos caminos), el ‘Papa’ y algunos de sus colaboradores pr√°cticamente han abierto el camino tambi√©n a la permisibilidad de los actos homosexuales, los actos anticonceptivos y los actos ad√ļlteros‚Ķ y as√≠ pr√°cticamente a la absoluci√≥n sacramental y la Comuni√≥n Eucar√≠stica para aquellos que practiquen tales actos y no se arrepientan. No es de extra√Īar que el presidente estadounidense Biden, extremista del aborto, saliera de su reuni√≥n con Francisco diciendo que, seg√ļn el ‘Papa’, es un ‚Äúbuen cat√≥lico‚ÄĚ y puede recibir la Eucarist√≠a. ¬°La Santa Sede no lo ha negado!   

Si un defensor del matrimonio homosexual a favor del aborto como Biden puede recibir legalmente la Eucarist√≠a, est√° claro que pr√°cticamente cualquiera puede hacerlo, incluso los m√°s grandes pecadores que no se arrepienten, porque Biden evidentemente no se arrepiente del mal que hace. Todo esto se relaciona con el error por el cual la contrici√≥n, y por lo tanto la intenci√≥n de no pecar, ya no es absolutamente necesaria para la confesi√≥n sacramental. El libro se√Īala en el Cap√≠tulo III c√≥mo las pretensiones del ‘Papa Francisco’ y sus colaboradores pueden conducir a una absoluci√≥n sacramental inv√°lida ya confesiones inv√°lidas en la medida en que carezcan de la contrici√≥n del penitente. Estas absoluciones y confesiones inv√°lidas no perdonan los pecados sino que simplemente enga√Īan a los penitentes. Sin la verdadera contrici√≥n del penitente no hay verdadera Absoluci√≥n, ni verdadero Sacramento de la Penitencia, ni verdadera remisi√≥n de los pecados a trav√©s del Sacramento. 

El cap√≠tulo VI examina los errores del ‘Papa’ sobre la pena de muerte. La legalidad de la pena de muerte, en algunos casos, est√° claramente afirmada por la ley natural y la ley revelada, y el ‘Papa’ est√° en un claro error cuando declara que la pena de muerte es ‚Äúinadmisible‚ÄĚ. 

Hago hincapi√© en que, como he demostrado ampliamente en el libro, la afirmaci√≥n del ‘Papa’ de que Amoris Laetitia sigue fielmente la doctrina moral tomista es falsa; de hecho, en muchos lugares esa exhortaci√≥n se opone completamente a la moralidad de Tom√°s de Aquino, aunque trata de disfrazarse con el t√≠tulo de ‚Äúdocumento tomista‚ÄĚ para parecer una doctrina s√≥lida. No es extra√Īo que un ‘Papa’ que pr√°cticamente pisotea la Ley de Dios y sus mandatos negativos absolutos con diversas estrategias y pervierte la sana doctrina cat√≥lica, diga cosas que son claramente falsas haci√©ndolas pasar por la verdad suprema. Si los mandamientos negativos del Dec√°logo pueden ser violados pr√°cticamente de manera l√≠cita en algunos casos, es evidente que una persona puede incluso mentir pr√°cticamente de manera l√≠cita en algunos casos.  

¬ŅAlguna vez ha tenido alg√ļn problema con la jerarqu√≠a de la Iglesia antes? 

Nunca antes me hab√≠an impuesto sanciones. Siempre he procurado ser obediente al Papa y al Obispo, llevar una vida santa y aprender cada vez m√°s la sana doctrina. Mi vida ha estado dedicada en buena parte al estudio; de hecho, me licenci√© en derecho en 1992 en la Universidad la Sapienza de Roma, en 2002 obtuve mi licenciatura en teolog√≠a moral y en 2008 obtuve mi doctorado en teolog√≠a con una tesis sobre la doctrina de Santo Tom√°s sobre la Eucarist√≠a y su relaci√≥n con la vida moral cristiana. Precisamente por mi formaci√≥n teol√≥gica y por la luz que Dios me dio a trav√©s de la oraci√≥n, me di cuenta de que el ‘Papa Francisco’ en el transcurso de su Pontificado estaba difundiendo una doctrina no acorde con lo que sab√≠amos. Por lo tanto, me propuse estudiar profundamente la Tradici√≥n y luego compararla con las declaraciones del ‘Papa Francisco’. 

A la luz de tu terrible destino ahora, ¬Ņc√≥mo te sostienes y te mantienes fuerte en la fe a pesar de esta grave injusticia? 

No es un destino terrible; de hecho, es un momento muy feliz en mi vida porque, como dec√≠an los Ap√≥stoles, me alegro de poder sufrir algo con Cristo y por Cristo, por su Verdad. Estoy en paz interiormente y siento que he encontrado mi vocaci√≥n. B√°sicamente, sigo haciendo lo que estaba haciendo; es decir, sigo siguiendo a Cristo y difundiendo su Palabra. Sigo orando y hablando con claridad mostrando los grav√≠simos errores que difunden el ‘Papa’ y algunos de sus colaboradores. 

Con algunas personas tengo un grupo de oraci√≥n online en el que rezamos por la situaci√≥n que estamos viviendo en la Iglesia. (Este grupo que tambi√©n est√° en mi canal de YouTube ). Reflexiono sobre la liturgia del d√≠a y tambi√©n hablo sobre los errores del ‘Papa’ que contradicen la sana doctrina cat√≥lica.

Ayer, por ejemplo, estaba observando c√≥mo, mientras San Justino afirmaba: ‚ÄúA nadie m√°s es l√≠cito participar de la Eucarist√≠a, sino al que cree que las cosas que ense√Īamos son verdaderas, y que ha sido limpiado por eso. lavado instituido para la remisi√≥n de los pecados y la regeneraci√≥n, y luego vive como Cristo ense√Ī√≥‚ÄĚ. (‚ÄúPrimera disculpa en nombre de los cristianos‚ÄĚ por San Justino, M√°rtir [Cap. 66-67. PG 6, 427-431]) El ‘Papa Francisco’ claramente sostiene que los pol√≠ticos pro-aborto como el Presidente Biden y la Sra. Nancy Pelosi pueden recibir la Eucarist√≠a; de hecho, mientras que los obispos estadounidenses quer√≠an evitar que el presidente Biden, que est√° a favor del aborto y del matrimonio homosexual, recibiera la Sagrada Comuni√≥n, el ‘Papa’ claramente los bloque√≥. 

Cuando el presidente Biden se acerc√≥ al ‘Papa’, inform√≥ que, seg√ļn el ‘Pont√≠fice’, √©l es ‚Äúun buen cat√≥lico y puede comulgar‚ÄĚ. La Santa Sede no ha negado estas afirmaciones. ¬°El presidente Biden recibe continuamente la Eucarist√≠a en clara oposici√≥n a la doctrina cat√≥lica! Cuando la Sra. Nancy Pelosi, universalmente conocida como abortista y defensora de otras inmoralidades, vino a Roma, se le dio la Sagrada Comuni√≥n, por supuesto con permiso papal. ¬°Esto no s√≥lo es err√≥neo y contrario a la Tradici√≥n, sino que es gravemente escandaloso!  

Estamos orando en este peque√Īo grupo para que Dios intervenga y libere a la Iglesia de estos errores y esc√°ndalos. Seguir√© hablando y orando para que Dios intervenga y nos libre de estos grav√≠simos errores que da√Īan terriblemente las almas. No me detendr√©, si Dios quiere, ante las sanciones que puedan surgir en mi camino. Estamos ante el peor pontificado de la historia a nivel doctrinal, como dec√≠a el c√©lebre profesor Rist en el prefacio de mi libro, y como afirma el c√©lebre profesor de Oxford, John Finnis, ex miembro de la Comisi√≥n Teol√≥gica Internacional de la Santa Sede desde 1986 hasta 1991, miembro del Consejo Pontificio Justicia y Paz (1990-95) y de la Academia Pontificia para la Vida (2001-2016). \

Al comentar sobre un libro, Finnis dijo: ‚ÄúCon una lucidez admirable y una gran cantidad de pruebas y argumentos, este oportuno libro recopila los principales documentos publicados que defienden que las herej√≠as planteadas deliberadamente por el ‘Papa Francisco’ son hoy una causa principal y una manifestaci√≥n de las peores crisis de la cristiandad‚ÄĚ. (Rese√Īa editorial del libro producido por John Lamont y Claudio Pierantoni, Defending the Faith Against Present Heresies , Arouca Press , 2021)

Estamos en la peor crisis doctrinal a la que se ha enfrentado la Iglesia, y es por culpa del ‘Papa’. Parece imposible, y sin embargo es as√≠. En esta situaci√≥n, entend√≠ que debo orar y hablar para que Dios intervenga y la gente entienda y se mueva para detener esta avalancha de errores que, como lo destacan muchos expertos en varios niveles y tambi√©n por el Prof. Finnis, aparecen en algunos casos. ser herej√≠as reales. Dios detesta tales errores e intervendr√° para librarnos de ellos, pero debemos cooperar con Dios para que esto se pueda lograr. Dios no quiere hacer todo por s√≠ mismo; √Čl quiere nuestra cooperaci√≥n para librarnos de tales perversiones doctrinales y morales. La sana doctrina nos hace comprender esto y tambi√©n la historia de la Iglesia.   

¬ŅQu√© le dir√≠a a los cat√≥licos, especialmente a los sacerdotes y obispos?   

Insto encarecidamente a todos a orar sobre estos temas y a hacer un esfuerzo por comprender c√≥mo son realmente las cosas, leyendo mi libro y/u otros textos similares, y luego los insto a orar y actuar para que estos errores sean borrados y repudiados y la sana doctrina ser√° ense√Īada una vez m√°s por el ‘Papa’ y sus colaboradores.  

Hago un llamado a los que han entendido c√≥mo son las cosas a hablar con valent√≠a para que la gente se d√© cuenta de los errores que se est√°n difundiendo por culpa del ‘Papa’ y no los sigan. ¬°Dios quiere librarnos de estos errores, pero quiere usarnos! Jes√ļs declara en el Evangelio: ‚ÄúOs digo que si ellos [Mis disc√≠pulos] callan, las piedras clamar√°n‚ÄĚ. (Lucas 19:39-40).  

El comentario de Or√≠genes a este texto es esclarecedor: Quando nos loquimur, lapides silent: quando nos tacemus, lapides clamant. Potest enim Dominus de lapidibus istis suscitare filios Abrah√¶. Quo tempore nos tacebimus? Quando refrixerit charitas multorum, quando illud quod a Salvatore pr√¶dicatum est, fuerit impletum: Putas veniens Filius hominis inveniet fidem super terram? Propterea Domini misericordiam deprecemur, ne, nobis tacentibus, lapides clamitent; sed loquamur et laudemus Deum in Patre, et Filio, et Spiritu sancto: cui est gloria et imperium in s√¶cula s√¶culorum. Am√©n”(Origen, Homil√≠as sobre el Evangelio de Lucas, 37:5): ‚ÄúCuando hablamos, las piedras callan; cuando callamos las piedras gritan. Porque Dios puede de estas piedras levantar hijos a Abraham. ¬ŅEn qu√© tiempo estaremos en silencio? Cuando la caridad se haya enfriado en muchos, cuando se cumpla lo dicho por el Se√Īor: ‘¬ŅPens√°is que cuando venga el Hijo del hombre, hallar√° fe en la tierra?’ [Lucas 18:8]. Por eso, invoquemos la misericordia del Se√Īor para que no se d√© el caso de que, callados nosotros, las piedras clamen; sino que hablemos y alabemos a Dios en el Padre, y en el Hijo, y en el Esp√≠ritu Santo, a quien sea la gloria y el poder por los siglos de los siglos. Am√©n.”   

Me permito decir p√ļblicamente: Queridos hermanos sacerdotes, queridos padres obispos, queridos te√≥logos, si no habl√°is ‚Äúlas piedras gritar√°n‚ÄĚ para revelar los grav√≠simos errores y esc√°ndalos conexos que se est√°n difundiendo por culpa del ‘Papa Francisco’ y para condenar los que saben y no hablan, es decir, los que reconocen estos errores y se dan cuenta del gran da√Īo que causan a las almas en cuanto a la salvaci√≥n y no hablan, no se oponen. 

La salvaci√≥n de las almas es el principio fundamental en la vida de la Iglesia, por esa salvaci√≥n Cristo dio su vida y todos los cat√≥licos, pero sobre todo los ministros de Dios, debemos dar la vida. Desafortunadamente, vemos c√≥mo precisamente los errores de Francisco son de gran da√Īo para la salvaci√≥n de las almas, como lo he demostrado en mi libro, permitiendo, por ejemplo, producir incluso confesiones que son inv√°lidas por falta de contrici√≥n. En cierto sentido las ‚Äúpiedras‚ÄĚ ya est√°n ‚Äúclamando‚ÄĚ porque tantos que no son sacerdotes ni obispos ni te√≥logos han entendido bien c√≥mo est√°n las cosas y hablan claro contra los errores del Papa y se quejan del silencio de tantos te√≥logos y ministros de Dios.   

 Agrego que mi deseo, adem√°s de la publicaci√≥n de los otros dos tomos, es: 

(a) crear un grupo de expertos que puedan intervenir permanentemente para exponer los errores del ‘Papa Francisco’ y sus colaboradores y oponerse a ellos; 

(b) crear una gran red mundial de oraci√≥n y penitencia para que los errores del ‘Papa Francisco’ y sus colaboradores cesen y la luz de la Verdad regrese a trav√©s de sus palabras. 

Subrayo que no quiero la muerte del ‘Papa’ sino que se convierta de estos errores y ayude a las almas a vivir en la santa verdad cat√≥lica.  

El Prof. Rist hab√≠a escrito un prefacio a su libro. ¬ŅPodr√≠a decirnos cu√°l fue su principal argumento? 

En primer lugar, debo agradecer p√ļblicamente al profesor Rist por su valent√≠a y testimonio. Lo veo como una especie de profeta en estos tiempos; ha firmado muchos documentos p√ļblicos contra los errores del ‘Papa Francisco’ y por eso ha tenido que sufrir importantes represalias. Por lo tanto, estoy muy feliz de que el Prof. Rist haya querido escribir el prefacio de mi libro; fue un gran honor para m√≠. En ese prefacio el profesor destaca en primer lugar la grav√≠sima situaci√≥n creada a nivel doctrinal con el ‘pontificado’ de Francisco, se√Īalando c√≥mo una parte de la Iglesia ha seguido los errores difundidos por el actual ‘Papa’ y otra parte se ha opuesto a ellos, y destaca la utilidad del libro que escrib√≠ en esta situaci√≥n. Como dice el profesor Rist: ‚ÄúMuchos de los problemas del papado actual han salido a la luz con mayor claridad gracias a la publicaci√≥n de Amoris Laetitia.  Obviamente ser√≠a √ļtil si se publicara una gu√≠a a trav√©s de las enormes controversias que ha creado la exhortaci√≥n. Y tal gu√≠a ahora ha sido compilada, verdaderamente una magnum opus et arduum , por el p. Tullio, quien en m√°s de 1.300 p√°ginas ha recogido los documentos pertinentes y los ha examinado a la luz de un amplio conocimiento de la Escritura, as√≠ como de los Padres y Doctores de la Iglesia‚ÄĚ. 

Aclaro que no considero esta obra como m√≠a sino de Dios. El libro naci√≥ en la oraci√≥n; en la oraci√≥n me di cuenta de que ten√≠a que realizar esta obra, y en la oraci√≥n contin√ļo esta obra, una obra verdaderamente colosal y en cierto modo imposible, al menos para m√≠, y a la que ahora me dedico por completo. Hasta ahora he publicado solo el primer volumen de unas 750 p√°ginas, con muchas notas, pero dentro de poco tengo intenci√≥n de publicar el segundo volumen de unas 350 p√°ginas con muchas notas al pie y luego un tercer volumen de unas 500 p√°ginas tambi√©n con muchas muchas notas al pie. Subrayo las notas a pie de p√°gina para que quede claro que no he escrito inventos propios sino lo que dicen eminentes te√≥logos y prelados, que he repetido lo que dice la Tradici√≥n.  

La alabanza del Prof. Rist no es m√≠a sino de Dios que me empuj√≥ a escribir y me ayuda a continuar. El texto que vio el Prof. Rist todav√≠a lo estoy ampliando para que la situaci√≥n sea m√°s clara para todos. Por tanto, el n√ļmero de p√°ginas sigue aumentando pero siempre con la misma intenci√≥n doctrinal. La bibliograf√≠a ya es de 40 p√°ginas a espacio simple, pero est√° destinada a crecer a√ļn m√°s.  

Como dice el profesor Rist sobre mi libro: ‚ÄúLos historiadores de la Iglesia Cat√≥lica en el siglo XXI encontrar√°n en este material una mina de oro para sus determinaciones, mientras que los cat√≥licos de hoy en las bancas encontrar√°n en este libro un recurso sin paralelo mientras tratan de desenredar la red de arrogancia, enga√Īo, ambig√ľedad e insulto que ha caracterizado lo que se nos ha propuesto como renovaci√≥n teol√≥gica de arriba hacia abajo‚ÄĚ.¬†Agrego que es importante dejar a los que nos seguir√°n una colosal documentaci√≥n que atestigua hasta d√≥nde pudo llegar la perversi√≥n doctrinal de un ‘Papa’ y cu√°les fueron las respuestas de los obispos, de los ministros de Dios y del pueblo de Dios a todo esto para que los eruditos y prelados del futuro puedan comprender lo que es importante hacer para que tal situaci√≥n nunca vuelva a ocurrir.¬†Por lo tanto, Traici√≥n a la Sonora Doctrina¬†o tambi√©n a trav√©s de mi canal de YouTube¬†Don Tullio Rotondo¬†.

Conclusi√≥n  

He encomendado y sigo encomendando esta obra a Nuestra Se√Īora, a su Inmaculado Coraz√≥n. Que ayude a lograr el triunfo de su Inmaculado Coraz√≥n sobre estos errores difundidos por el ‘Papa Francisco’. Subrayo que esta situaci√≥n que estamos viviendo est√° en manos de Dios. Dios ha permitido ‚ÄĒno querido‚ÄĒ estos errores incluso her√©ticos del ‘Papa’, como se ha dicho, y sabemos que Dios permite el mal por un bien mayor. En el Catecismo de la Iglesia Cat√≥lica (412), leemos un texto de Santo Tom√°s de Aquino que dice: ‚ÄúPorque Dios permite que ocurran los males para sacar de ellos un bien mayor. De ah√≠ el dicho de San Pablo: ‘Donde abund√≥ el pecado, abund√≥ la gracia’ (Rom. 5:20). Por eso, en la bendici√≥n del cirio pascual se dice: ‚Äú¬°Oh feliz culpa, que mereciste tal y tan grande Redentor!‚ÄĚ Dios, con nuestra cooperaci√≥n, 

Lo que dice el Padre Rotondo en el sitio web es tambien muy bueno.


Libro ver: https://www.tradimentodellasanadottrina.it/es/

El libro esta disponible en la pagina del padre Tulio Rotondo, gratis y en 7 idiomas: italiano, espa√Īol, ingles, frances, aleman, portugues y polaco. Tambien se puede comprar en el idioma original italiano y la opcion de donar, tengamos en cuenta que el Padre Rotondo ha sido despojado hasta de su sotana por causa de su defensa de la Fe. Es urgente su difusion, sobre todo entre los Obispos y sacerdotes. Es una magna obra que contiene documentos que comprueban la apostasia de este falso papado demoledor de la Fe.

Este libro lo deberia haber hecho un Obispo, un San Atanasio de los ultimos tiempos.

Bendito sea Dios que hay sacerdotes como el Padre Tulio

LifeSiteNews

Muchos serán despojados de sus títulos

Mensaje del Libro de la Verdad ūüŹĻ

17 de octubre de 2014

Mis queridos hijos, por favor rezad por los leales siervos consagrados de mi Hijo mientras los futuros acontecimientos tienen lugar. Muchos ser√°n despojados de sus t√≠tulos y enviados al desierto, en verg√ľenza. La agitaci√≥n y la confusi√≥n se diseminar√°/esparcir√° dentro de la Iglesia de mi Hijo, pero los traidores aumentar√°n en gran n√ļmero y muchos les seguir√°n. Otras Iglesias Cristianas se acercar√°n a la  reci√©n adaptada iglesia, y luego todo ser√° puesto en marcha para que una nueva religi√≥n mundial se levante. Esta nueva forma de iglesia, en un primer momento, parecer√° ser un soplo de aire fresco para muchos que desean el cambio. A continuaci√≥n, esto ser√° evidente que s√≥lo sirve a los que quieren las Leyes de Dios cambiadas, con el fin de adaptarlas a sus vidas pecaminosas. Esta iglesia arruinar√° toda la Fe. Contar√° con todas las apariencias de una nueva, renovada iglesia de Dios, pero todos los s√≠mbolos, los que tienen el prop√≥sito de glorificar a mi Hijo, no habr√° nada al respecto.

Luego, cuando el tiempo se vuelva maduro, la nueva √önica Iglesia Mundial se dar√° a conocer y ser√° vista como una gran instituci√≥n humanitaria. Estar√° intr√≠nsecamente vinculada al mundo de la pol√≠tica y los negocios. Entonces aquellos que nunca pertenecieron a ning√ļn credo se unir√°n a ella. ¬°C√≥mo se van a alegrar, porque cada pecado ser√° disculpado, y de esta manera mucha gente se sentir√° aliviada, porque van a ser capaces de vivir sus vidas como lo deseen! Ya no tendr√°n que preocuparse por ofender a Dios porque no van a considerar al pecado como algo para preocuparse.

La nueva iglesia, con el fin de emanar/exudar un sentido de dignidad, promover√° obras humanitarias y de caridad y el mundo entero aplaudir√° esto. Poco despu√©s, no habr√° distinci√≥n entre √©sto y las alianzas pol√≠ticas globales y las organizaciones empresariales, dedicadas a la filantrop√≠a. 

Mientras tanto, la verdadera Iglesia de mi Hijo, as√≠ como fue edificada por √Čl, permanecer√° viva pero debilitada. Peque√Īa en n√ļmeros, la iglesia remanente, nunca se dar√° por vencida, incluso cuando el Anticristo se haga cargo.

Rezad, rezad, rezad para que los siervos consagrados de mi Hijo superen su miedo y se pongan de pie para proclamar la Verdad, incluso cuando sus voces sean ahogadas por aquellos que traicionan a mi Hijo.

Vuestra amada Madre

Madre de la Salvación

Leer m√°s: https://www.elgranaviso-mensajes.com/news/a017-oct-2014-madre-de-la-salvacion-muchos-seran-despojados-de-sus-titulos/

A %d blogueros les gusta esto: