Negar lo trascendente nos convierte en animales, caníbales o fertilizantes

Lo único que se considera (algo así como) “trascendente” es la ciencia . Un gran cliché de nuestro tiempo es la idea de “ciencia establecida”, una variedad de teorías, la mayoría de las cuales en realidad no están del todo establecidas, pero que, sin embargo, se presentan como respuestas a todo.

Por el P. Michael P. Orsi

23 de abril de 2021 ( LifeSiteNews ) – Hoy, en nuestro mundo cada vez más secularizado, hay un ataque continuo contra lo trascendente . Nos dicen que las únicas cosas que existen son aquellas que podemos ver, tocar y medir. Nada existe más allá.

Lo único que se considera (algo así como) “trascendente” es la ciencia . Un gran cliché de nuestro tiempo es la idea de “ciencia establecida”, una variedad de teorías, la mayoría de las cuales en realidad no están del todo establecidas, pero que, sin embargo, se presentan como respuestas a todo.

Esta perspectiva es en realidad solo un giro en el materialismo pasado de moda, y ha estado con nosotros durante milenios. Pero recibió un fuerte impulso en el siglo XIX de parte de Charles Darwin. Su obra fundamental, Sobre el origen de las especies (1859), trazó un plan maestro para la evolución de los seres vivos. En realidad, ese plan no era ningún plan . Darwin postuló que toda forma de vida evolucionó por pura casualidad a partir de alguna forma anterior.

Aplicando el principio evolutivo, los científicos han podido explicar mucho sobre nuestro mundo y han logrado muchos avances notables. Al mismo tiempo, mucha gente ha llegado a la falsa conclusión de que la vida existe por sí sola. No se requiere ninguna voluntad o inteligencia superior, nada trascendente, para poner en marcha el proceso evolutivo o regular su progreso. Porque no hay nada más allá del aquí y ahora.

Esta es la idea dominante que se transmite a nuestros jóvenes de hoy (y también a bastantes personas mayores). Ha causado todo tipo de mala conducta y destrucción.

Si nada es trascendente, entonces no existe un estándar externo de lo correcto y lo incorrecto mediante el cual las personas puedan medir sus acciones. No existe el pecado, porque el pecado solo puede identificarse en referencia a la Ley de Dios.

Entonces, no hay trascendencia, no hay Dios. No hay Dios, no hay Ley. Sin ley, sin pecado.

Como dijo el gran escritor ruso Fyodor Dostoyevsky en su novela, Los hermanos Karamazov , “Si no hay Dios, todo está permitido”.

Lo que nos lleva inmediatamente a otra línea de pensamiento popular: el determinismo . No elegimos hacer el mal, porque no existe el libre albedrío. Nuestras elecciones y acciones están determinadas por nuestra biología y nuestro medio ambiente. Nada es universalmente correcto o incorrecto. Todas las reglas que existen son arbitrarias y creadas por el hombre. O eso dice esta teoría (científica).

Sin embargo, sabemos que debe haber orden en la sociedad. La acción individual debe restringirse o la vida civil se vuelve imposible. La anarquía prevalece y la anarquía debe evitarse. Sin ningún tipo de estándar moral trascendente, el único recurso es el poder del gobierno. Este ha sido el camino recorrido en los países comunistas y otros regímenes autoritarios.

Estamos viendo un movimiento hacia esta situación en nuestro propio país en este momento. Grupos anticristianos e ideológicamente impulsados ​​como Antifa y Black Lives Matter están creando caos en nuestras ciudades y amenazan con extender ese caos a las comunidades suburbanas y áreas rurales.

Nuestras élites gubernamentales, corporativas y de los medios de comunicación han proporcionado cobertura para estas actividades. La línea ha sido que un poco de anarquía puede ser necesaria para hacer que Estados Unidos enfrente las injusticias de nuestra historia y dé los pasos adecuados hacia la reforma.

Por supuesto, no es una coincidencia que este caos haya sido útil para esas élites para promover sus propias agendas. Será aún más útil cuando llegue el momento de aplastarlo, justificando una extensión más completa del poder del gobierno.

Por tanto, el pecado aumenta el peligro de la anarquía. La anarquía llama al poder del gobierno , es decir, poder sin restricciones , ya que no hay una moralidad trascendente que lo limite. Y el ejercicio de ese poder conduce al totalitarismo. A lo largo de la historia el resultado de este proceso ha sido un sufrimiento humano sin fin, todo como resultado de la negación de lo trascendente.

Esta negación es tan fundamental que corrompe no solo la política, sino incluso la ciencia misma. Tres desarrollos recientes ilustrarán:

  • Los investigadores han combinado genes humanos y de monos con el objetivo de crear células madre terapéuticas.
  • La investigación genética ha dado lugar a lo que se llama la industria de la carne cultivada en laboratorio. Este nuevo negocio consiste en sintetizar alimentos a partir de tejidos cultivados de animales e incluso de seres humanos.
  • Existe un movimiento para legalizar el compostaje del cuerpo humano después de la muerte (ya se está haciendo en el estado de Washington) a través de un proceso acelerado de descomposición.

Estas empresas, nacidas de la mentalidad materialista, nos reducen a la condición de animales, caníbales o incluso simplemente fertilizantes. Tales son las consecuencias de negar lo trascendente.

Sacerdote de la Diócesis de Camden, Nueva Jersey, el Rev. Michael P. Orsi actualmente se desempeña como vicario parroquial en la parroquia St. Agnes en Naples, Florida. Es presentador de “Action for Life TV”, una serie de televisión por cable semanal dedicada a temas pro-vida, y sus escritos aparecen en numerosas publicaciones y revistas en línea. Sus episodios de programas de televisión se pueden ver AQUÍ

Traducido por Ejército Remanente 🏹

Nada puede surgir de la nada/

1° de noviembre de 2014

🏹 Mensaje del Libro de la Verdad

Mi muy querida bienamada hija, ten cuidado con los que niegan la Divinidad de Mi Padre. Él, y sólo Él, creó el mundo – todo procede de Él. Nada puede surgir de la nada. Todo lo que es, y será, proviene de Mi Padre Eterno.

La Palabra no puede ser quebrantada y si, y cuando sea, no aceptéis nada que sea contrario a la Verdad. Vosotros vivís en un tiempo en el que toda evidencia de la existencia de Dios, y todo lo que Él ha creado, será negado. Todo lo que para Él tiene valor será destruido. Su Creación está siendo desgarrada por aquellos que Lo niegan. La vida, la cual viene de Él, está siendo destruida y la Verdad, que Él dió a Sus hijos a través Su Libro Sagrado(la Santa Biblia), que contiene el Antiguo y el Nuevo Testamento, está siendo ahora puesta en duda. Pronto, mucho de lo que dice La Palabra se considerará que no es cierto.

Qué poco amais a Aquel Quien es vuestro Padre Eterno y cuán poco valoráis vuestro propio destino, porque el camino que elegís es cuidadosamente seleccionado sólo para adaptar vuestra propia arrogancia y vuestra propia satisfacción. El hombre que está obsesionado con su propio intelecto, conocimiento y vanidad continuará para tratar de encontrar un camino hacia Dios, pero por su propia hechura. Esto le hará equivocarse y va a terminar viviendo una mentira. Cuando uno deambula por esta vida en la búsqueda del sentido de su existencia, vosotros nunca la encontraréis a menos que aceptéis la Verdad de la Creación.

Dios, Mi Padre Eterno, os creó. Hasta que aceptéis esto, continuaréis idolatrando a dioses falsos y vuestro paganismo os provocará doblegaros en desesperación. El momento ha llegado cuando vosotros aceptaréis todo lo que demuestre que Mi Padre no existe.

Se os dio la Verdad. Aceptádla. Permitidme que os guíe de la mano hasta Mi Padre para que Yo os pueda traer la Eterna Salvación. Cualquier otra cosa que no sea la Verdad os llevará por el camino hacia infierno.

Vuestro Jesús

Leer más: http://m.elgranaviso-mensajes.com/news/a1-nov-2014-nada-puede-surgir-de-la-nada/

A %d blogueros les gusta esto: