La correcci贸n fraterna

La correcci贸n fraterna es un acto que puede pertenecer a la caridad o a la justicia.

Tomado del libro 芦Teolog铆a de la Caridad禄 del Rev. Padre Antonio Royo Mar铆n O.P.

La correcci贸n fraterna鈥攖ercer acto exterior de la caridad 鈥攅s una excelente limosna espiritual encaminada a poner remedio a los pecados del pr贸jimo, que constituyen la mayor de sus miserias. Santo Tom谩s dedica a la correcci贸n fraterna toda una cuesti贸n dividida en ocho art铆culos( II, II, 33, 1-8) . He aqu铆 un breve extracto de su doctrina, que ampliaremos oportunamente en la segunda parte de nuestra obra.

1掳 La correcci贸n fraterna es un acto que puede pertenecer a la caridad o a la justicia. Pertenece a la caridad cuando con ella tratamos de corregir el pecado ajeno en cuanto es nocivo para el propio delincuente; y a la justicia, cuando se hace para remediar el pecado del delincuente en cuanto que perjudica a las dem谩s personas y principalmente al bien com煤n (a.1).

2掳 Que estamos obligados a corregir a nuestros semejantes cuando yerran, se desprende del amor efectivo que les debemos; si tenemos obligaci贸n de socorrerles en sus necesidades corporales, con mayor raz贸n lo estaremos en las necesidades de su esp铆ritu. Claro est谩 que no debe hacerse de cualquier manera, sino guardando las debidas circunstancias para su oportunidad y eficacia (a. 2). La correcci贸n fraterna se puede omitir sin faltar a la caridad cuando se espera ocasi贸n m谩s oportuna o se teme que empeorar铆a la situaci贸n moral del delincuente o perjudicar铆a a otros. Pero su omisi贸n podr铆a constituir pecado mortal si por temor o codicia se dejara de corregir al hermano; y ser铆a venial el retraso injustificado en realizar este acto de caridad (Ib铆d., ad 3).

3掳 La correcci贸n fraterna pueden y deben ejercitarla no s贸lo los superiores sobre los s煤bditos, sino incluso 茅stos sobre aqu茅llos, con tal de guardar los debidos miramientos y consideraciones y en el supuesto de que se pueda esperar con fundamento la enmienda; de lo contrario, los s煤bditos est谩n dispensados de corregir y deben abstenerse de ello. Lo cual no puede aplicarse a los superiores, que tienen obligaci贸n de corregir y castigar a los que obran mal, para salvar el orden de la justicia y promover el bien com煤n mediante el escarmiento de los dem谩s (a. 3 y 4).

4掳 Incluso el pecador puede ejercitar la correcci贸n fraterna, aunque su propio pecado sea obst谩culo para la eficacia de la misma. Pero, si reprende con humildad al delincuente, no peca ni se gana doble condenaci贸n, aunque se sienta reo en su propia conciencia, o en la del hermano, del mismo pecado que reprende o de otros semejantes (a.5).

5掳 Cuando se prev茅 que la correcci贸n empeorar谩 la situaci贸n del pecador endureci茅ndole m谩s, debe omitirse si se trata de simple correcci贸n caritativa; pero no si se trata de una correcci贸n judicial a cargo del superior, pues 茅ste debe mantener el orden de la justicia y promover el bien com煤n mediante el escarmiento de los dem谩s (a.6).

6掳 En la correcci贸n fraterna debe guardarse el orden impuesto por el Se帽or en el Evangelio, de suerte que, trat谩ndose de pecados ocultos, se empiece por la amonestaci贸n secreta, se contin煤e ante dos o tres testigos y se haga p煤blicamente s贸lo cuando hubieran resultado infructuosas las correcciones anteriores. Si se tratara de pecados p煤blicos y conocidos de todos, habr铆a que hacer la correcci贸n p煤blicamente, para que no se escandalicen los dem谩s (viendo que quedan impunes) y escarmienten en cabeza ajena (a.7). 

Catolicidad

Expliquen el horror del Infierno a aquellos que est谩n ciegos respecto a la existencia de Satan谩s

Mensaje del Libro de la Verdad 馃徆

24 de septiembre de 2011


驴Por qu茅 la gente se empe帽a en negar la existencia del infierno?

Muchos de Mis hijos, que se consideran modernos en su punto de vista, rechazan p煤blicamente la existencia del Infierno, cuando declaran su fe en Dios, el Padre Eterno. Ellos conducen a Mis hijos al error, cuando utilizan la excusa de que Dios es siempre misericordioso. Convenciendo a Mis hijos de que todos van al Cielo, sin que voluntariamente, se responsabilicen de aquellos que siguen su falsa doctrina.

Satan谩s existe y por consiguiente hay Infierno. El Infierno es un lugar hacia el que Satan谩s lleva a aquellas almas que le manifiestan lealtad en la Tierra. Estas son las almas que apartan cualquier pensamiento sobre Dios y promueven la aceptaci贸n de actos diab贸licos en el mundo. En algunos casos, la gente puede vender incluso su alma a Satan谩s, a cambio de una vida de riqueza, fama y poder. Muchas personas de la industria musical han hecho esto durante a帽os. Se le da poca importancia a la forma en la que surge esta lealtad, muy a menudo a trav茅s de la iniciaci贸n en grupo, efectuada mediante pr谩cticas ocultas.

Por otro lado, est谩n los que creen llevar una vida llena de diversi贸n y libre de preocupaciones, en donde est谩n constantemente aspirando a la autocomplacencia. Estas son precisamente aquellas almas que, cuando llegan a las puertas del infierno, se conmocionan y sacuden la cabeza de incredulidad por el destino que les espera. No pueden aceptar que este horror que est谩 frente a ellos, viene de su propio obrar. La libertad que se les dio sobre la Tierra la malusaron para hacer todo lo que ofende a Dios.

Hijos M铆os, les pido que expliquen el horror del Infierno a aquellos que est谩n ciegos a la existencia de Satan谩s, no importa si se r铆en de ustedes o si los insultan. Es su obligaci贸n prevenirles ante el terrible destino que espera a toda pobre alma que termina all铆.

A los ateos, que en su lecho de muerte creen que su sufrimiento acabar谩 con su 煤ltimo suspiro, esc煤chenme ahora. Para aquellos de ustedes que niegan la Existencia de Dios sobre esta Tierra, aunque durante en su vida les haya sido revelada la Verdad: su sufrimiento en el fuego del Infierno ser谩 solo el comienzo de su condenaci贸n eterna. Ustedes, Mis pobres almas, que pecan gravemente por su libre albedr铆o, me rechazan y eligen en cambio a Satan谩s. 脡l los espera despu茅s de la muerte. No podr谩n encontrarme en ning煤n sitio, pues entonces ser谩 demasiado tarde, para mostrarles Mi Misericordia.

Recen, recen todos ustedes. As铆 podremos salvar juntos a estas almas.

A Satan谩s no le ser谩 permitido robar sus almas. Ay煤denme a salvarlas, mientras contin煤en con vida sobre la Tierra.

Su amado Jes煤s

Leer m谩s: https://www.elgranaviso-mensajes.com/news/a24-sep-2011/

A %d blogueros les gusta esto: